Tequisquiapan, una aventura en Globo

A 187km de Ciudad de México  y a 63km de Querétaro, se encuentra  el pueblo de Tequisquiapan con aproximadamente  17 mil habitantes. Este pequeño poblado además de tener la Ruta del Queso y el Vino, es uno de los lugares donde se puede realizar Vuelo en Globo.

El globo aerostático fue inventado en Francia en el año 1782 por los hermanos Montgolfier, esto se les ocurrió al ver que el humo de una hoguera ascendía, descubriendo que el aire caliente es más liviano y por lo tanto puede subir. Un año después llevaron a cabo el primer vuelo en globo donde los pasajeros fueron: una oveja, un gallo y un pato.

#viajandounpoco

¿Cuánto cuesta el paseo en globo?

$2300mxn por persona, en canastillas de entre 8 a 10 personas. Este precio incluye traslado desde tu alojamiento, café al llegar a la oficina, traslado en el despegue y aterrizaje, brindis  y desayuno al bajar, traslado a tu alojamiento nuevamente. Tener en cuenta que los días miércoles hay 2×1.

¿Con qué compañía hacerlo? 

Hay varias, seguramente si te estás quedando en un hotel o hostel en Tequis, vas a ver folletos con números de compañías de turismo con las cuales puedes realizar el paseo. En mi caso lo hice con “Vuela en Globo” (aclaro que no me están pagando para decir su nombre, lo digo porque varios me han preguntado) y lo contraté por teléfono dos días antes. También si prefieres puedes reservar desde su página web.

#matecitosporelmundo

¿Horario del vuelo?

Deberás madrugar, ya que pasarán por ti a tu hotel o deberás estar en la oficina a las 5:45am o 6am, allí completarás unos papeles con tus datos (donde básicamente firmas que eres responsable y consciente de lo que harás) y luego te transportarán hasta el punto de despegue. ¿Por qué tan temprano? porque esta hora es ideal para volar, ya que el viento aún es leve. Es importante que sepas que no verás el amanecer ya desde las alturas, puesto que ellos están obligados a despegar con luz de día, igualmente para cuando despegues aún el sol no habrá salido por completo y las vistas serán igual de impresionantes.

¿Cuánto dura el paseo?

Aproximadamente entre 45 a 60 minutos, aunque si antes de este tiempo por cuestiones climatológicas el piloto considera que deben descender, lo harán igualmente.

¿Cuántas personas pueden volar?

Hay globos de diferentes tamaños, con canastillas donde caben un mínimo de 2 a un máximo de 10 personas. El cupo mínimo para volar son 2, estos vuelos generalmente son en los que suelen hacer las propuestas de matrimonio (Chisme: según  los pilotos, hay propuestas cada 8 o 10 días aproximadamente ¡sí señores, la gente se sigue casando y me encanta!). Se  debe tener en cuenta que estos vuelos también son los más caros.

¿Quién dirige el globo?

En el vuelo va un piloto que se encarga de manipular la presión del calor para despegar y aterrizar, así como mantener la altura. Sin embargo, como ya sabes el globo va a merced del viento, no hay una ruta preestablecida, cada globo hará recorridos diferentes de acuerdo al peso y al viento ese día. Por esta razón no está definido el sitio de aterrizaje, pero una camioneta se encarga de monitorear cada globo y seguirlo para el apoyo de su bajada.

Los pilotos están certificados por el CIAAC (Centro Internacional  de Adiestramiento de Aviación Civil), en Tequisquiapan hay una escuela para pilotos de globos aerostáticos, además de una fábrica de globos.

¿A qué altura estarás volando?

Los globos aerostáticos no pueden superar los 800m de altura (Chisme: mi piloto me contó que lo máximo que ha subido un globo es a 1200m), y el ascenso también dependerá del viento que te toque ese día, si tuviste mala suerte quizá solo suba a unos 300m.

img_2337

¿Es seguro?

Este no es precisamente una actividad de aventura o adrenalina si lo comparamos con tirarse de un paracaídas por ejemplo, no obstante, si tienes vértigo o las alturas no son lo tuyo, no te lo recomiendo. En mi opinión, es un paseo, yo no sentí miedo cuando el globo subía, solo ansiedad por lo que iba a ver o porque era algo que quería hacer hacía mucho tiempo.

En caso de que el viento no sea favorable, deberás seguir las indicaciones del piloto (te explicarán todo antes de comenzar el vuelo).

¿Por qué el ritual del brindis al bajar?

En un principio los campesinos atacaban los globos porque pensaban que se trataba de un monstruo o un dragón. Por tal motivo, los tripulantes llevaban una botella como “ofrenda de paz” para los aterrados granjeros dueños de las tierras donde debían aterrizar. De esta manera, nació la tradición de beber champagne luego de cada vuelo, y desde entonces al finalizar el viaje se brinda, como símbolo de agradecimiento por haber tenido un viaje satisfactorio.

¿Otras ciudades donde se puede volar cerca de CDMX?

Además de Tequisquiapan, Estado de Querétaro, tienes la opción de: Teotihuacán, Estado de México; San Miguel de Allende, Estado de Guanajuato o Apulco, Estado de Hidalgo.

Sin duda volar en globo es un sueño que uno tiene desde niño, o al menos en mi caso era así y como siempre digo: “Si puedes soñarlo, puedes hacerlo”. Fue así como la vida me presentó la oportunidad ahora y no vacilé en tomarla. Aunque reconozco que no es una actividad barata, sin embargo, las vistas serán increíbles y es algo de lo que no te arrepentirás jamás (además que la vida es una sola y cuando se termina, lo único que te llevarás serán recuerdos de historias vividas).

“El día que aprendas a volar, nunca más vas a querer bajarte”

Aquí te dejo unos consejos para que los tengas en cuenta antes de tu paseo y te invito a que visites mis redes sociales (que puedes ver en la infografía de abajo), allí tengo un videito que resume mi Vuelo en Globo.

¡Hasta el próximo post!

viajandounpoco en globo

Visitar las Pirámides de Teotihuacán por cuenta propia

La ciudad de Teotihuacán está situada a 30 kilómetros al noreste de la Ciudad de México, en la Cuenca de México. Esta fue una de las primeras ciudades metropolitanas de las Américas, sin embargo, su origen es un misterio hasta la actualidad. Muchos estudiosos piensan que los fundadores fueron los toltecas, otros, sostienen que fue el pueblo totonaca. El origen étnico de los habitantes de Teotihuacán es también un tema de debate y posiblemente hayan pertenecido a la etnia náhuatl, otomí, totonaca, tolteca u a otro grupo étnico. A menudo se ha sugerido que Teotihuacán era en realidad un estado multiétnico.IMG_5800

En fin, seguramente te estás preguntando cómo llegar a las Pirámides (desde Ciudad de México), así que me dejo de tanta cháchara historiadora para pasar a los hechos. Lo primero, es ir a la Terminal Norte, lo más fácil sería tomarte el subte, la línea 5 (color amarilla) es la que te llevará y deberás bajarte en la estación “Autobuses del Norte“ (¿más fácil imposible no? hasta el nombre de la parada te lo indica). Cuando salís de la estación vas a ver algunos puestitos de café y justo en la calle paralela a esa, están los buses que van a Teotihuacán (sino preguntá porque es imposible perderse).

Una vez ahí, compras tu ticket de ida que cuesta $50 MXN ¿Dónde bajar? creo que es la obviedad más grande, las pirámides se verán a lo lejos y te darán la bienvenida. Cuando bajás del bus, muchos guías te atraparán en el camino para convencerte de que los contrates, cuesta aproximadamente $900 MXN el grupo, así que muchos se reúnen para pagar entre todos. Por mi parte entré sin guía, tenía ganas de recorrer sin presiones. Para regresar a Ciudad de México, a la salida del predio, el autobús también tiene una parada (no necesitás ir a la entrada).

IMG_5095

Vista desde la Pirámide de la Luna

¿Cuánto sale la entrada? Cuesta $70 MXN por persona (adultos). Cuando adquieras tu boleto, tienes que conservarlo porque te lo pedirán para entrar a los museos. 

¿Quiénes entran gratis? Niños menores de 13 años, personas mayores de 60 años, profesores y estudiantes nacionales con credencial vigente, jubilados, pensionados y personas discapacitadas. Por otro lado, cabe destacar que los domingos hay entrada libre para los nacionales y los extranjeros que acrediten su residencia en México. 

¿Horario de visita? En la zona arqueológica de 9hs a 17hs. Mientras que la visita a museos y exposiciones temporales es de 9hs a 16:30hs todos los días, de lunes a domingos. 

IMG_5794

Vista de la Pirámide de la Luna desde la Pirámide del Sol

¿Qué día visitar? En caso de que tengas la posibilidad, te recomiendo que vayas a Teotihuacán durante la semana, ya que seguramente habrá menos personas y tus fotos (en caso de que te guste eso) se verán increíbles. En mi caso, no pude ir un día de semana, así que fui un sábado, igualmente se disfruta muchísimo. Tener en cuenta lo que mencioné en el párrafo anterior, los domingos es gratuito para nacionales y extranjeros con residencia, por lo que puede llegar a haber mucha más gente.

¡Ojo fotógrafos! Si quieren pasar con su equipo profesional, así como utilizar trípode y otro equipamiento deben solicitar un permiso especial en Ciudad de México a los teléfonos: 01 (55) 4040-4300 Ext. 407036 y 407037. Asimismo, los que vayan con videocámaras igualmente deben pagar $45 MXN (unos 3€) por un equipo NO profesional. Si solo pensás fotografiar con tu celular, no habrá problemas.

IMG_5795

Vista de la Pirámide del Sol desde abajo

¿Se puede pasar con comida y bebida? Sí, aunque recomiendo algo liviano. En mi caso entré con dos sandwiches y mi equipo de mate. Obviamente me senté en diagonal a la Pirámide del Sol, me preparé unos ricos mates y disfruté de tremenda vista que la vida me estaba regalando (momentos que no tienen precio). En caso de que lleven comida o botella de agua, aunque parezca una obviedad ¡por favor lleven la basura con ustedes hasta encontrar un cesto donde tirarla! (me pasó de ver una botella vacía tirada por ahí, lo cual es muy molesto). Así que por favor, ser cuidadosos con ese tema.

¿Cómo recorrer el predio? Eso depende de cada uno, pero por supuesto, te recomiendo subir a las dos pirámides, la del Sol (la tercera más grande del mundo) y la de la Luna. Así como también que te relajes, respires hondo y tomes conciencia de lo que fue ese lugar en su época. Ahora te encontrás pisando el mismo suelo que, según las leyendas, fue pisado por Dioses. 

IMG_5791

Vista de la Pirámide del Sol desde la Pirámide de la Luna

Teotihuacán, en lengua náhuatl, significa: Ciudad de Dioses o Ciudad donde nacieron los Dioses, ya que cuenta la leyenda que fue allí donde se reunieron los dioses  para crear el sol y la luna después de que el universo fue creado. La leyenda del Quinto Sol relata que antes de este hubo cuatro intentos por crear al sol, finalmente se juntaron los dioses en Teotihuacán y discutieron la manera en que habría de hacerse un sol en equilibrio y una luna que lo acompañara. Así, primero se sacrificó uno, Nanahuatzin, sin embargo, este sacrificio no fue suficiente para que el sol comenzara a girar, entonces, todos los demás dioses se sacrificaron luego para que hoy exista el día y la noche.

Creo que no hay mucho más por decir, las Pirámides de Teotihuacán son una visita obligada si estás en Ciudad de México o alrededores. Pisar ese suelo te va a transportar a la cultura mesoamericana y sin duda tu parte racional no podrá entender cómo algo así fue construido hace millones de años. Solo respirá hondo y rendite frente a lo que tus ojos están viendo.

¡A disfrutar de la Ciudad de los Dioses!IMG_5793

 

 

El amor y la humanidad después de la tragedia. Sismo 19 México

El martes 19 de septiembre pasado el medio día, México se sacudió desde sus profundidades y su movimiento nos reunió y unió a personas de todas las nacionalidades, edades, profesiones, religiones y estratos socio-económicos en un mismo lugar. Personas auto-convocadas con un mismo objetivo: “AYUDAR AL OTRO” nos encontrábamos en las calles con caras un poco desorientadas y torpes sin saber qué hacer, pero convencidas de que unidas podíamos hacer mucho.

Así comenzó todo, cientos de personas que en lugar de huir de los derrumbes, corrían hacia ellos para ayudar como sea. Largas  cadenas humanas para pasar cajas, agua, alimentos, etc. Brigadistas voluntarios para remover escombros. Restaurantes y familias cocinando 24hs para los voluntarios y las familias afectadas. Médicos, psicólogos, paramédicos brindando su apoyo a los que lo necesitaban. Payasos, cantantes, músicos para intentar dibujar una sonrisa en los rostros de los niños y adultos víctimas de la tragedia. Motos, bicicletas y coches a disposición para mover, traer y llevar lo que era necesario de un lugar a otro. Restaurantes, bares, casas, estacionamientos de particulares y lugares al aire libre convertidos en centros de acopio y en refugios. Todo el mundo donando lo que estaba a su alcance y ayudando como podíamos, estábamos ahí intentado aminorar el dolor de las víctimas. Ese día al salir a las calles, igual de desorientada que muchos, no imaginé ni por un instante que la respuesta y la ayuda de la gente iba a ser tan grande. Así como tampoco me imaginé que tantos iban a confiar en mí para ayudar en muchos sitios.

sismo 19 México

En División del Norte y Heriberto Frías pasé casi la primera semana y en Alvaro Obregón 286 mis últimas dos, en este último lugar las cosas se vivieron más intensamente porque los voluntarios prácticamente vivíamos ahí (literal) y esto afianzó muchísimo las relaciones. Cada uno fue un eslabón esencial para que todo funcionara, me consta que allí se podía pedir desde un plumón hasta las máquinas o herramientas más sofisticadas a las 3 de la tarde o a las 3 de la madrugada y todo llegaba, no importaba que fuera de día o de noche siempre había alguien del otro lado (o al lado tuyo) para hacerte sentir que no estabas solo, razón por la cual  solo se puede dar las GRACIAS e incluso creo que esta palabra queda demasiado pequeña para tremenda magnitud de lo que se hizo. Éramos miles de personas dejando nuestra vida de lado (trabajo, familia, amigos, todo) para ponernos a disposición de los que realmente necesitaban nuestra ayuda y estoy convencida de que ninguno de nosotros se arrepiente de eso, sino todo lo contrario, muchos hubiéramos querido hacer más de lo que nuestros cuerpos y nuestras capacidades hicieron. 

Sismo 19 México

Todos fuimos movilizados por el sentimiento más puro por el cual los seres humanos podemos estar orgullosos: el AMOR, fue lo que nos llevó a accionar en lugar de ignorar y de quedarnos inmóviles ante el dolor de muchos. Miles de manos se unieron haciendo lo humanamente posible (y más) para que ese dolor disminuyera de alguna manera. Como lo escuché de una persona que estuvo colaborando en AO “el sismo fue un regalo que nos llegó a todos en un envoltorio horrible”, sin lugar a dudas, fue algo trágico  y doloroso pero que unió a desconocidos con un fin común, que forjó y dio inicio a amistades incondicionales porque estábamos ahí para confiar los unos en los otros e incluso para apuntalarnos y abrazarnos cuando la presión y la tristeza nos ahogaba…y eso señores, no tiene precio.

Sismo 19 México

Hoy queda la segunda parte de esta historia, la reconstrucción y el apoyo después de tremendo sacudón que la vida le dio a muchas personas, y en esta parte hay que seguir demostrando que cada uno de nosotros es como el junco al que el viento lo dobla pero aún sigue de pie, y aunque esto suene a cliché hoy más que nunca puedo decir que no lo es. Tratemos de sacar algo bueno de esta tragedia, que el cambio que significó en la vida de muchos, sea para el bien de todos.

GRACIAS INFINITAS A TODOS POR HACER DE CORAZÓN LO QUE DEBÍAMOS

“No soy héroe, pero he luchado junto a héroes“

Experiencia BlaBlaCar

¿Qué es BlaBlaCar? es una red social de viajes en coche compartido con más de 40 millones de usuarios, la cual comenzó allá por 2006 en Francia para luego expandirse a 22 países. Esta red social pone en contacto a conductores con pasajeros que quieren realizar un viaje con un trayecto común, para el cual deben coincidir el mismo día y horario. En estos viajes, los usuarios comparten los gastos sin obtener un beneficio económico, la idea solamente es colaborar para cubrir los costos mínimos de gasolina y peaje (entre otras cosas), es decir, que no es una red social  para ganar dinero sino más bien una red de  “Consumo Colaborativo“ (ayudarse unos a otros). En el caso de que seas conductor, el beneficio es que, además de no viajar solo, puedas ahorrar una parte del gasto de tu viaje. Si eres pasajero, lo positivo es que puedas viajar a tu destino en la comodidad de un coche pagando un poco menos de lo que gastarías en moverte en autobús u otra forma de transporte. Por otra parte, cabe destacar, que es una manera de conocer personas, intercambiar experiencias, buenas charlas durante el viaje y en mi caso unos ricos mates. 

IMG_20170407_104026

Como cualquier red social, necesitas crearte una cuenta y un perfil, en el cual debes poner tu “Información personal“ con tus datos, fotografía y una pequeña “Mini-biografía“ (un par de frases, no tiene que ser extensa). Además, puedes colocar tus “Preferencias del viaje“ en donde especificas si te gusta conversar, escuchar música, si te molesta o no que fumen y que viajen mascotas. Si eres conductor, también puedes sumar información sobre tu coche (marca, modelo, color y foto si prefieres). En cuanto a la forma de pago, al menos aquí en México todas las veces que lo he usado como pasajera, tuve que realizar el pago en efectivo al conductor directamente.

Captura de pantalla 2017-04-11 20.48.58

Captura de pantalla 2017-04-10 21.46.58

Ahora bien, una vez que ya tienes tu perfil listo, puedes comenzar con la búsqueda que te interesaría realizar como pasajero o bien de de publicar el viaje que vas a hacer como conductor. Si eres pasajero, necesitas ir a “Buscar“ y poner tu origen y tu destino, allí te arrojará todas las opciones a partir de ese día en las cuales podrás ver el costo a pagar, el punto de partida desde donde te recogerán y el punto de llegada, el horario de salida, así como también puedes ver las reseñas que tiene el conductor y enviarle un mensaje si deseas preguntarle algo. Una vez que tomaste la decisión de con quién quieres viajar le haces click y puedes reservar, algunas reservas necesitan ser aprobadas por el conductor y otras son automáticas. Si eres conductor, tienes que ir a “Publicar“ y poner el punto de origen y de destino, el día y la hora, si el viaje es de ida y vuelta (debes poner fecha y horario de cada una), el costo que cada pasajero debe abonarte, la cantidad de asientos disponibles que tienes, si deseas tener reservas automáticas o supervisarlas primero y también podrás ver las reseñas de quienes quieran viajar contigo. En ambos casos, ya sea como conductor o como pasajero, una vez que confirman el viaje ya están listos para compartir el recorrido.

Captura de pantalla 2017-04-10 21.55.04

Screenshot_20170410-221726

Asimismo, tanto los pasajeros como los conductores se clasifican en niveles: principiante, intermedio, avanzado, experto y embajador. El nivel irá subiendo a medida que tengas más reseñas y más tiempo dentro de la red social (en mi caso soy novata aún en BlablaCar, entonces soy principiante). Por esta razón, son muy importantes las reseñas, así que luego de cada viaje, tendrás que escribir una ya sea como pasajero o como conductor.

Captura de pantalla 2017-04-10 22.38.17

Como desventaja, debo decir que la creación de alertas no funciona muy bien, ya que las veces que he creado una para recibir avisos sobre viajes en una fecha en particular, solamente me llegaron notificaciones de los viajes de toda la semana, no específicamente del día en que yo quería viajar. Los filtros tampoco funcionan al cien por ciento, así que recomiendo no usarlos, es mejor realizar la búsqueda poniendo origen y destino solamente y ver todos los resultados para luego evaluar los que prefieras. Además, las veces que he hecho búsquedas desde la web suele darme error o no puedo ver todos los resultados que sí me aparecen realizando la misma búsqueda desde la App. Otro punto negativo es que en la web dicen tener la opción de “Solo mujeres“ que puedes seleccionarla desde los filtros, sin embargo ni en la página web ni en la App aparece la opción de filtrar por sexo.

A pesar de estos pequeños detalles negativos, debo decir que me encanta esta aplicación. Pienso que para los viajeros es perfecta, incluso para quienes deben viajar diariamente por trabajo, ya que puedes hallar a conductores que recorren el mismo trayecto que tú cada día. Desde que descubrí BlaBlaCar, se ha convertido en una de mis apps favoritas durante mi viaje, aunque lamentablemente para mi gente de Argentina tengo que decirles que aún no está disponible en el país. Los países que  sí tienen disponible esta red social son: Francia, España, Italia, Reino Unido, Portugal, Polonia, Benelux (Bélgica, Países Bajos y Luxemburgo), Alemania, Ucrania y Rusia, Turquía, India, Hungría, Rumanía, Croacia, Serbia, México, Brasil, República Checa y Eslovaquia. No obstante, espero que pronto llegue a Argentina porque estoy convencida de que muchos de mis amigos estarán felices de poder utilizarla.

¡Así que ha descargarse la app (los que puedan)  y a comenzar a viajar más fácilmente!

Lo dulce y lo amargo de viajar y vivir solo en otro país

Hace ya varios días una de mis primas, Anto, se mudó de la pequeña ciudad de Chaco donde crecimos a otra del sur de Argentina y luego escribió en su muro algo que me llegó al alma y me hizo pensar mucho. Sin duda es un cambio inmenso en su vida y algo totalmente nuevo, vivir a tantos, a tantísimos kilómetros de su familia para lograr objetivos personales. A veces esto suele parecerle a algunas personas un tanto egoísta porque uno se va a vivir lejos para concretar anhelos personales, para obtener satisfacciones profesionales y económicas o simplemente para experimentar y andar rumbos nuevos. Claramente no debe ser fácil para los padres y familiares, sin embargo, llega un punto en que debemos hacerlo, debemos comenzar a andar nuestro propio camino, a construir ladrillo a ladrillo nuestro hogar, lejos o cerca, no sé, y eso no significa no amar a nuestros seres queridos o alejarnos de ellos (aún cuando sí lo hagamos físicamente) sino que consiste en VIVIR nuestras propias experiencias y no debemos sentirnos culpables por esto. Entonces, ¿qué tiene de bueno o de malo vivir lejos del lugar donde creciste y más cuando es otro país? Mmmm no creo que exista un ser humano en el planeta que pudiera responder “acertadamente“ a esta pregunta.

Ahora bien, cuando me escriben para preguntarme por esta experiencia de viajar sola, de “dejar todo“ (aunque no creo que haya sido así) para empezar de cero y vivir en otro país; generalmente mis respuestas son ambivalentes porque como todo en la vida tiene su lado dulce y su lado amargo (o al menos sin sabor) y porque cada día es un RENACER en otro país que no es el tuyo. Hay almas viajeras que nacieron para eso, para experimentar en otros sitios, para vivir en otro país o en muchos; así como otras que no… y otras, como yo, que lo estamos investigando. Pero como siempre digo, lo importante es hacer lo que a uno lo haga feliz, si no sos feliz donde estás es porque es momento de moverte para que las cosas sucedan. Ya lo dije en uno de mis post, si no sos feliz, movete, cambiá de trabajo, de departamento, de gimnasio, viajá, probá cosas nuevas, hacé lo que consideres necesario para volver a sonreír (en tu ciudad, en tu país o en otro, eso no importa) . Y no te atrevas a decirme que no es tan fácil, que una cosa es decirlo y otra hacerlo…porque yo sé perfectamente que no es fácil. No es simple dejar la zona de confort para salir en búsqueda de “no sé qué“, de lo desconocido, pero la vida también es eso, es sentirse un poco incómodo a veces. En mi caso, viajé para encontrarme, en tu caso, vos sabrás lo que estás necesitando.

IMG_20170118_220136_015

Obviamente que te vas a encontrar solo en otro país, con otra cultura, quizá hasta con otro idioma, con otras costumbres, con otra gente que no es “la tuya“, lo cual definitivamente no es tan simple. Cuando los días pasan y dejas de sentirte “de vacaciones“ puede ser bueno y malo a la vez, es allí cuando te planteás si hiciste bien en irte, si estás en el lugar correcto, con las personas correctas o no….¿pero sabes qué? NADA ES CASUALIDAD, respirá profundo porque seguramente estás haciendo lo que te dicta el corazón y eso es lo que realmente importa, eso es lo que te lleva a estar en el lugar indicado. Al fin y al cabo, caminamos hacia lugares y personas que nos esperaban desde siempre, porque las coincidencias no existen, cuando nuestros caminos se cruzan con los de otras personas es porque obviamente la vida trata de que aprendamos algo, de que saquemos provecho (en el buen sentido) de ellos. Algunas personas solo se quedan con nosotros un rato y otras para toda la vida, pero sin duda es por alguna razón. ¿Me vas a decir que nunca te pasó de conocer a alguien y en una cuestión de segundos sentiste que todo fluía como si se conocieran de toda la vida? Y sucede lo mismo con los lugares, en algunos nos sentiremos más “como en casa“ que en otros, porque también hay personas que nacieron para “sentirse como en su casa“ en otros sitios que no necesariamente son donde crecieron. Otras, solo pasan por lugares por un rato para aprender lecciones, para enriquecer sus vidas y luego regresar al sitio donde aman la vida. Pero para saber si un lugar es TU LUGAR o no, debés conocerlo, respirarlo, pisarlo, sentirlo al igual que con las personas.

IMG-20170117-WA0016

Te podría decir que “lo dulce“, o lo positivo de viajar sola es el autoconocimiento, la reflexión, la introspección, el conocer culturas y costumbres diferentes, sentir sabores nuevos, cruzarte con gente de todo tipo quienes están en la misma que vos o no, pero que pueden tenderte una mano. Es experimentar nuevas y grandes oportunidades (en lo personal y laboral), es que la cabeza se te abra para conocer y aprender de una manera impresionante, es alegrarte al escuchar el acento argentino y querer compartir unos mates aunque nunca antes hayas visto a esa persona. Es aprender a adaptarte a que todo puede ser extremadamente distinto a tu país y no significa que esté bien o mal, sino que solo es distinto.

Ahora bien, como todo en la vida, nada es color de rosa siempre (y eso lo hace más interesante). Lo“amargo“ o el lado B de todo esto es que la introspección a veces puede convertirse en soledad; en que conocer culturas, costumbres y sabores nuevos puede hacer que por momentos extrañes aún más los tuyos; en que conocer gente nueva muchas veces no alcance para llenar el vacío de tus familiares y amigos. Y quizá, lo más difícil de asumir es que te convertirás en la hija, la hermana, la madrina, la amiga que nunca está “presente“ (físicamente) en los momentos importantes (y eso…¡uff! sin duda es lo que más cuesta). Un buen día la nostalgia arrasa con tu día normal para recordarte que “tu gente“ está lejos y es ahí cuando tus cojones te permiten seguir adelante. Esto también es una prueba que la vida te pone y aunque cueste, intento preguntarme o preguntarle al universo qué es lo que quiere mostrarme o enseñarme con las cosas que me suceden porque al final todo tiene un aprendizaje y aunque suene a cliché, es así.

IMG-20170212-WA0011

Viajar y vivir en otro país sin duda es de una gran brutalidad, te obliga a salir de la comodidad de tu hogar y de “tu gente“,a confiar en extraños (que con el tiempo, quizá se conviertan en amigos). Todo el tiempo estás en desequilibrio, experimentando, viviendo a prueba y error constantemente. Nada es tuyo, excepto lo más importante y esencial de la vida: el aire, el mar, la lluvia, el cielo, tu tiempo, las experiencias y el vasto mundo que tenés enfrente. Viajar y vivir en otro país es arriesgarse, tener valor, es jugársela sin estar seguro nunca (pero continuar firme). Es tener un pie aquí y otro, a muchos kilómetros. Es tener una intensa y constante lucha interna entre tus sentimientos y tus sueños.  No obstante, no me arrepiento ni un segundo del cambio que hice en mi vida, el tremendo aprendizaje que este viaje me está dando no tiene precio; cada sitio, cada persona, cada instante, cada sabor, cada experiencia son invaluables. En este camino de autoconocimiento y aprendizaje estoy segura de que la vida me tiene preparada grandes cosas.

Así que si tenés el corazón roto, si no sos feliz en el lugar en el que estás, si no te gusta tu trabajo, si sentís que algo anda mal o si simplemente querés aventurarte a algo distinto, sin lugar a dudas viajar y vivir en otro país te da mucho más de lo que pareciera que “te quitara“. Te sana, te ayuda a curar heridas, a sobreponerte de dolores, a conocerte a vos mismo y saber qué es lo que querés realmente para tu vida y lo que no. Te abre la cabeza, te enseña a luchar, a ser fuerte y a conseguir todo lo que te propongas con o sin ayuda de nadie. Y aunque a veces querés teletransportarte para abrazar a tu gente, también te tira tu alma viajera e inquieta que te trajo a estas nuevas tierras tratando de cumplir tus sueños. No dejes que te digan que estás “deambulando“ sin sentido y que pareciera que no sabés lo que querés, ya que en realidad tu brújula interna siempre va a llevarte a tierras con grandes tesoros (aunque a veces nos cueste visualizarlo desde el principio). ¡Así que MOVETE si es lo que necesitás! siempre lo voy a decir, ya que no tuve la posibilidad de decírselo a alguien que decidió irse de esta vida seguramente porque se sentía incompleto, sin embargo, aún puedo decírselo a alguna persona que en este momento me está leyendo y necesita escucharlo: El éxito está en construirte pieza por pieza hasta lograr un acabado perfectamente feliz con vos mismo y si viajar o vivir lejos contribuye a eso ¡hacelo! Total…si después descubrís que no era para vos, siempre podés volver.

(A donde vaya, estás conmigo primo.)

IMG_20170227_151036_513

¿Viajar para escapar o para buscar?

¿Por qué viajamos? ¿para escapar de problemas, de algún desamor, de un trabajo indeseado, de problemas familiares, de tristezas? ¿O viajamos para buscar respuestas, sanar nuestro corazón y nuestra alma, para encontrarnos con nosotros mismos? ¿O simplemente porque lo disfrutamos? Quizá sea un poquito de todo.

Pienso que hay que irse de un trabajo si no te hace feliz, renunciar aun cuando todos te digan que no lo hagas. Dejar a la persona que amás porque lo intentaste muchas veces y no funcionó. Salirse de una historia en la que no nos queremos a nosotros mismos. Irse para perdonar y para perdonarnos. Salir en búsqueda de respuestas, para encontrarnos y para curarnos. Y para todo esto, viajar casi siempre es una buena opción.

En mi tiempo en Playa del Carmen conocí muchas personas buscando “algo“, quizá ahora no saben qué pero puedo ver en sus ojos que dejaron personas, amores, familia y están aquí tratando de resolver un poquito eso que los agobiaba. Irse de una ciudad buscando nuevos horizontes, nuevos trabajos, nuevas personas, no es fácil (ni tampoco es para todo el mundo) pero a veces es necesario.

En mi caso cuando me siento ahogada necesito una dosis de Salsa o una dosis de Viaje, o a veces ambas. Tomar distancia, mirar desde otra perspectiva la situación para poder respirar y pensar sin presiones, me ayuda. Obviamente que extraño a mi familia, mis amigos, mi perro, mis lugares, pero a veces uno necesita dejar todo e irse un rato, pegar un volantazo para que la vida te sorprenda, para que los nuevos horizontes y las nuevas personas te ayuden a crecer y avanzar desde otro lugar.

dsc_0001

Escuché algunas historias en mi corta estadía aquí, muchos llegaron a estas playas huyendo de trabajos tediosos, corazones rotos, amores no correspondidos, problemas familiares, rutinas indeseadas, buscando respuestas, esa vocecita interna que les decía que era hora de viajar y de tomar otros rumbos. Siempre hay motivos por los que deseamos irnos lejos un tiempo, muchas veces para escapar y otras veces, simplemente para “buscarnos” y vivir experiencias nuevas. La vida te lleva a lugares para disfrutar y aprender de momentos y de personas. Estoy convencida de que cada persona que la vida nos pone en el camino llega por alguna razón, no es casualidad, seguramente tienen que enseñarnos algo y nosotros también a ellos. Algunas pasan solo un rato y otras nos acompañan eternamente. Muchos de estos viajeros encuentran en los destinos que visitan lo que estaban buscando, aires nuevos que curan sus heridas para comenzar una nueva vida. Otros seguramente necesitan seguir su viaje, conocer otros paisajes o quizá regresar porque lo que estaban buscando en realidad no estaba allí. Pero sin duda que viajar y conocer personas diferentes con sus historias, “sus mochilas” y sus culturas,  te llena de experiencias nuevas, te abre puertas, te enseña, te da respuestas, te sana.

dsc_0007

Así que si querés salir de la rutina, renunciar a un trabajo que odiás, pegar el portazo e irte de una casa en la que no sos feliz, dejar a alguien que amás aunque el corazón se te desgarre porque sabés que no te hace bien ¡permitítelo! Fácil no será, pero tener el coraje para irse aunque para muchos sea cobardía, muchas veces es lo mejor que te puede pasar. Cobardía sería quedarte en el mismo lugar toda la vida siendo infeliz. Cobardía es resignarte a una vida que no te da plenitud. Cobardía no es huir, no es viajar, cobardía es quedate inmóvil en el mismo lugar aunque el costo sea tu propia felicidad. Dejar todo para irse, cargar en tu mochila un par de cosas para empezar a transitar rumbos desconocidos, dejar todo lo que te ataba a tu vieja forma de vivir, si no es valentía ¿qué es? El diccionario dice que escapar significa: “Alejarse deprisa, por miedo o por otro motivo, de personas, animales o cosas, para evitar un daño, disgusto o molestia. Apartarse de algo malo o perjudicial.“ Quizá apartarse de ese “algo“ que nos hace mal o simplemente ir en la búsqueda de ese “algo“ que nos haga feliz, sea casi lo mismo. Muchas veces sentí la necesidad de irme, aunque no tenía claro el por qué o lo que iba a salir a buscar, y te digo que no importa lo que salgas a buscar si sentís la necesidad, hacelo.

dsc_0017

Cambiar de lugar, respirar otro aire, conocer nuevas personas, nuevas culturas, seguramente si sentís que te va a ayudar es porque así será.

A veces nos quedamos inmóviles en un sitio tratando de que la vida se solucione, de que la vida nos dé ese “algo“ que queremos y esperamos, ¿pero cómo va a llegar si no nos movemos? ¡Hay que escapar para salir a buscarlo!

Me hubiera gustado decirle todo esto a mi primo, para que no tomara una decisión tan drástica. Pero no se puede volver el tiempo atrás, solamente nos queda tratar de entender qué es lo que debemos aprender con eso que nos pasó y seguir adelante.

Así que si no sos feliz en donde estás movilizate, salí de tu zona de confort, cambiá de trabajo, cambiá de ciudad. Dejá lo que te está apagando la luz, lo que no te permite brillar. Ponete en movimiento, activá la energía necesaria para que todo lo bueno llegue a tu vida. Viajar es lo que me ayuda a mí, pero quizás a vos te ayude otra cosa. Quizá simplemente necesitás cambiar de trabajo, hablar con tus papás de aquel problema que te agobia, agarrar tus cosas y mudarte a otra casa, dejar esa carrera que no te hace feliz, comenzar el gimnasio, dejar a esa pareja que te lastimó, comerte un super asado con amigos y reir hasta llorar. Comenzá a hacer lo que te devuelva la luz. Buscá ese “algo“ que te impulse de nuevo a ser feliz. La vida es una sola.

Hoy es un día un poco triste y estar lejos lo magnifica aún más, pero esta es mi mejor manera de recordarte primo. Sé que me estarías apoyando como lo hiciste siempre y lamento que no puedas aventurarte conmigo en este viaje, sin embargo, te llevo conmigo cada día.

“Si alguna vez te encuentras en el lugar equivocado, vete“. Mo Wilems

img_0565

Consejos para tener en cuenta antes de viajar a México

¿Estás pensando seriamente en ir a pasar un tiempo a México para vacacionar, trabajar, cambiar de vida o probar suerte y no sabés por dónde empezar? Entonces, creo poder ayudarte con algunos consejos.

2016-11-20-23-16-52(Playacar)

VUELOS:

En  primer lugar, en caso de querer un pasaje abierto por un año “sujeto a disponibilidad“ te recomiendo leer mi posteo anterior (10 Tips para viajar con un vuelo “sujeto a disponibilidad“ y no morir en el intento http://wp.me/p86hQP-11 ) en el que doy algunas recomendaciones. En cambio, si preferís comprar un vuelo convencional, con fecha de ida y de vuelta, te sugiero ver precios en las aplicaciones como turismocity o en cybermonday, comprando con tiempo podés conseguir buenos precios. En ambos casos, necesitás pensar en tener el vuelo de ida y de vuelta porque en migraciones te lo van a pedir.

GRUPOS DE FACEBOOK:

En segundo lugar, te aconsejo que entres a los grupos de Facebook como “Argentinos en Playa“, “Argentinos en Playa Oficial“, allí podés hacer preguntas y sacarte todas las dudas, las personas son muy amables y siempre están dispuestas a responder absolutamente todo. Por otro lado, si querés alquilar algún departamento o casa sería bueno que entraras al grupo de “Rentas en Playa“  y “Rentas en Playa del Carmen“ o si querés encontrar un compañero/a para compartir casa, los grupos “Roomie en Playa“ o “My Roomie en Cancun y Playa“ te serán muy útiles. Asimismo, tenés los grupos “Bazar soy playense“, “Bazar Playa del Carmen de todo un poco“ donde se publican servicios, ventas, ofertas y remates de varias cosas.

DINERO Y TARJETAS:

En cuanto al dinero, actualmente el dólar está 1 USD = 20 MXN pesos mexicanos (siempre ronda entre los 18 y los 20 por ahora), por lo tanto te conviene venir con dólares porque podés sacarle mucho más que en Argentina. Con respecto al cambio de pesos argentinos a pesos mexicano está  1 ARS = 1,32 MXN. Por otra parte, si venís con tarjeta la cosa es diferente, deberías tener todo hablado con tus Bancos (escuché que muchas personas tuvieron problemas para extraer el dinero desde acá aunque sí se puede realizar compras con tarjeta de crédito y con débito).

COMIDA:

Comer en Playa del Carmen es más barato que en Argentina, si vas a comprar en el supermercado y cocinás (para que tengas una idea, la lata de atún sale 12MXN y el paquete de arroz de 500gr, 14MXN ¿qué más querés?). Hay algunos muy grandes y económicos como el Soriana, el Mega, Wallmart y después hay otros que están por todas partes como el Oxxo. Comer de los carritos que están en las calles: tacos, burritos, quesadillas, etc puede costar entre 10 a 30MXN. Aunque si comés en restaurantes que están sobre la 5ta seguramente pagarás muchísimo más porque es la calle principal de la ciudad.

viajandounpoco-jpg(La 5ta Avenida, peatonal de la ciudad)

CELULAR:

Si tenés pensado quedarte por un tiempo, es mejor venir con un celular liberado y acá comprar un chip de una compañía mexicana, Telcel es una buena opción, el chip cuesta aproximadamente 160 pesos mexicanos e incluye un paquete de datos para usar internet y hacer llamadas (también podés llamar a otros celulares con Telcel gratis). Si llegaste con un celular que no estaba liberado como fue mi caso (por colgada), liberarlo puede costarte más o menos 400 pesos mexicanos o y si lo perdés como también fue mi caso (doblemente colgada), comprarte uno bueno puede costarte entre 1000 y 3000 MXN (si querés uno más barato o gastar más, obviamente que también es posible). Además, sería bueno que entres al grupo “Bazar de celulares, tablets, laptop’s y electrónica Playa del Carmen“ donde podés encontrar buenos precios de celulares usados y nuevos.   

TRABAJO / VOLUNTARIADO:

Acá hay trabajo como en todos lados si sabés buscar y le ponés actitud. Obviamente que va a depender mucho del tipo de profesión que tengas o de lo que tengas pensado venir a hacer. Podés trabajar como animador/a en un hotel de Cancun o Playa por ejemplo, es todo el día, pero generalmente la paga es buena. En estos casos siempre es mejor que la cadena hotelera sea mexicana o latina, ya que son mucho más amables y no te ‘negrean’ (hablando mal y pronto).

También hay opciones como mesero/a, bartender, cocinero, etc. En la edecanía (promociones), presencias e imagen hay bastante, solo es cuestión de buscar bien y asesorarse (ya voy a escribir otro texto sobre esto específicamente). En este último caso, podés entrar a los grupos “Agencias buenas y malas“, “Modelos y edecanes Cancún & Playa del Carmen“, “Modelos y edecanes Cancún-Rivera Maya“, entre otros.

img_0099(Haciendo una promo con las  chikis: Mili, Fabi y Coti)

Trabajo hay, y más en temporada alta (de Diciembre a Julio) solo es cuestión de buscar bien y asesorarte. En mi caso que soy Profesora de español, fui a hosteles y también hay escuelas de español donde me presenté para dar clases.

Por otro lado, tenés la opción del Voluntariado, generalmente en los hosteles, consiste en trabajar por la cama y una comida (no siempre incluye la comida). Las tareas a realizar pueden ser muy variadas: bartender, limpiar, cocinar, estar en la recepción o un mix de todo eso. Normalmente, son 6hs de trabajo por día (mínimo), esto es bueno por un tiempo para conocer gente, si estás de paso y querés ahorrar en el alojamiento, pero obviamente no te da el tiempo para conseguir otro trabajo pago porque muchas veces los horarios son rotativos y no suelen tomar a alguien por menos de un mes.

ALQUILERES:

Mi primer consejo es que si tenés un amigo donde quedarte los primeros tres o cuatro días, quizá sea lo mejor, así comenzás a buscar un lugar donde mudarte una vez que ya estás en la ciudad .

En mi caso, eso fue lo que hice, llegué y fui directamente a la casa de un amigo, el Chino, quien me abrió las puertas de su casa y me recibió sin ningún problema. Compartimos con él, Adrián y con su gente asaditos, mates, charlas y se encargaron de mostrarme los ambientes de la Salsa como debe ser ¡Muchas Gracias pinches! 

img-20161110-wa0017(El Chino)

Si tu idea es quedarte en un hostel, podría sugerirte “Shambala Eco-Hostel“, es donde me mudé al cuarto día en la ciudad, tiene buena gente y muy buen precio. Llegué ahí por otro amigo, Martin, quien siempre me estuvo aconsejando y ayudando en todo desde el primer momento en que decidí venir a Playa, sin duda un genio. El hostel cuenta con dos plantas y una terraza, abajo están casi todas las habitaciones para los que están de paso y en el primer piso hay solo dos dormitorios de cuatro camas cada uno para quienes se quedan por más tiempo (arriba es más amplio y contamos con mayor privacidad). Cada planta tiene su cocina-comedor, y baños. En mi habitación estoy con dos argentos y una uruguaya, Martín, Mauro y la Flaca Eli con quienes comparto mates, almuerzos, cenas y buenos ratos. Sin duda que todas las experiencias vividas te regalan buenos recuerdos y buena gente, lo cual no tiene precio. Igualmente Playa del Carmen está lleno de hosteles donde podés alojarte, dependiendo de lo que estés buscando. Generalmente los precios rondan entre 100 MXN y 400MXN la noche, también podés averiguar si te hacen descuento por mes.

img_0028(Martín y Mauro)

Ahora bien si tu idea es alquilar un departamento o una casa desde Argentina, para llegar y ya instalarte, te aconsejo que busques cerca del centro entre la CTM y la calle 1 Norte y entre la calle 1 Sur y la Carretera Federal, es un buen y amplio sector. Si pasás la Carretera, sin duda los alquileres serán mucho más baratos, pero deberás caminar bastante, tener una bicicleta, moverte en colectivo o en taxi. Además de que la zona puede que sea un poquito peligrosa de noche (aunque todos me han dicho que nunca pasa nada y creo que es así, prefiero ser precavida). Entonces si tu idea es moverte caminando, te recomiendo que busques algo más cerca del centro, la 5ta. es la avenida peatonal principal de Playa del Carmen, allí están todos los restaurantes y tiendas, cuanto más cerca esté el departamento o casa de allí, más caro probablemente tengas que pagar. Por esta razón, lo mejor es compartir gastos con algún/os amigo/s. Por otro lado, siempre es importante que preguntes y pidas opciones de pago por mes y a largo plazo, si esa es tu idea, ya que los alquileres vacacionales se cobran por día y el costo es muchísimo más elevado. En cuanto a precios, un “estudio“ (llaman así a los monoambientes) en el centro puede costar mínimo 5mil MXN con una cama de dos plazas o dos camas como para compartir con alguien más y una casa o departamento de dos dormitorios puede costar alrededor de 10mil MXN. Asimismo, deberías tener en cuenta que muchos piden por adelantado un mes de depósito y algunos tienen incluido los servicios dentro del alquiler (agua, luz, gas, wiffi) y otros no. Se podría decir que alquilar en Playa es bastante caro, mucho más que alquilar en Cancún por ejemplo, aunque en Cancún las distancias son mayores por lo que se encarece en esa parte.

img_0249(Eli, la Flaka)

 Bueno, espero que la información te sea útil para lanzarte a la aventura ¡Hasta el próximo post!

10 Tips para viajar con un vuelo “sujeto a disponibilidad“ y no morir en el intento

¿Qué es un vuelo “Sujeto a Disponibilidad“? para los que no saben, son vuelos emitidos  para los trabajadores de las compañías aéreas (y sus familiares). No son pasajes que se puedan vender (aunque todos lo hacen) sino que es un beneficioque tienen los trabajadores de las aerolíneas, los cuales pueden ser utilizados por ellos mismos o los pueden obsequiar. Ahora bien, esos vuelos pueden tener o no la fecha exacta en que debés tomar el avión (esto no es importante). Generalmente la fecha que aparece allí es solo una formalidad y corresponde con la fecha del día en que te los envía la persona que te los vendió. Es decir, vos podés ir a presentarte en el aeropuerto el día que quieras viajar (sin importar la fecha que aparezca en tu pasaje), sin embargo, solo podrás subir al avión cuando existan asientos libres, por esta razón debes apuntarte en una lista en la sección donde está esa aerolínea y esperar a ver si ese día tienen asientos disponibles o no para poder realizar tu viaje.

Ventajas: Son mucho más baratos y están abiertos para que puedas usarlo en el transcurso de un año desde el día que te los emitieron.

Desventaja:  No saber con exactitud el día que vas a viajar (si tenés mala suerte podés quedarte algunos días esperando en el aeropuerto).

Es una aventura de la cual no me arrepiento ni un segundo. Aunque fueron horas cargadas de sensaciones encontradas (no te voy a mentir), también conocí a personas increíbles con quienes me encantó compartir esos momentos. Sin duda, fue lo mejor de pasar casi dos días en Ezeiza.

¿Qué tener en cuenta?

Punto 1. Recordá que estos pasajes son “obsequios“ para pilotos y azafatas, por lo cual no sería bueno que te acerques indignado a quejarte porque querés viajar diciendo que pagaste por él, ya que en ese caso suspenderán tu vuelo. Entonces recordá, “vos no compraste ese pasaje sino que te lo regaló el primo de un amigo de tu hermano” ¿está claro? (Mentira piadosa jeje)

Punto 2. Una vez que tenés tu pasaje en la mano, lo mejor es que tenga la fecha exacta en que decidís presentarte en el aeropuerto para apuntarte en la lista ¿por qué? Porque si tiene la fecha de ese día podrás realizar el checking web, esto le facilita y agiliza las cosas a la aerolínea, razón por la cual los que lo hayan hecho estarán dentro de los primeros de la lista (aunque vos hayas llegado doce horas antes y hayas dormido en el aeropuerto, eso no importará y no tiene sentido quejarse porque recordá que tenés un pasaje que fue “un obsequio“). Muchos de estos pasajes son emitidos con cualquier fecha y de hecho eso no importa, ya que vas a viajar igual, solamente que no podrás hacer el checking web.

Punto 3.Pedir al que te emitió ese vuelo que te informe más o menos de los asientos disponibles para la fecha que querés viajar y además podrías chequearlo por la web la aerolínea. En la parte inferior del sitio web encontrarás el “Chat en línea“ donde podés preguntar a un representante de la aerolínea la disponibilidad de asientos para ese día o del día siguiente (es mejor si no decís que tenés un sujeto a espacio sino que querés comprar un ticket o que ya tenés el tuyo). Con esa información, tendrás un panorama general de la situación aunque no por esto certera. Nada de lo que te puedan decir será seguro al cien por ciento, ya que a veces depende de cómo deciden manejar la situación la aerolínea ese día. También dependerá del mes  en que querés viajar, por ejemplo, enero es un mes complicado y podés pasar en el aeropuerto varios días, hasta incluso semanas. Así que asesorate bien antes.

Punto 4.Llegá mínimo un día antes de la fecha en que tenés la idea de viajar, en el mejor de los casos llegarás un día antes a México (especialmente si decidís viajar en temporada alta) y en el peor de los casos deberás armarte de paciencia y esperar un poco. Apenas llegás al aeropuerto, asegurate de averiguar dónde está tu aerolínea y fijate si ya hay personas haciendo fila desde ese día o desde el día anterior. En la sección de la aerolínea con la que viajás, si vas antes de las 21hs no encontrarás a nadie a quién preguntarle, deberás preguntar a la gente de allí, seguramente encontrarás a alguien en la misma situación que vos. En mi caso me presenté un martes a las 17:30hs y había una tucumana buena onda que me dijo que ella estaba esperando también.

fb_img_1478644972355

Punto 5. Una vez que estés allí, tendrás que hacer yoga o tomarte una garomba porque el día será largo. Como ya dije, esa secciónabre recién a las 21hs (mínimo). Así que es importante que se vayan organizando entre los que van llegando para confeccionar una lista provisoria y así tener un orden entre la gente que está allí esperando (esa lista puede que no les sirva para presentar a los empleados de la aerolínea sino que les pidan hacer otra para ellos, de ser así es lo mismo porque ya estarán más organizados para evitar problemas por si alguien se quiere ‘colar’). Además hay que tener en cuenta que si hay personas que están esperando desde el día anterior, ellos respetará esa lista (lo cual es lo más razonable), entonces aunque quizá no estén en ese momento con todos los que están esperando, no significa que sus nombres no aparecerán en la lista (al igual que los que hicieron cheking web, ellos también están dentro de los primeros). Es mejor hacer esto, así no te quedás esperando en una fila durante todo el día sentado en tu carrito o sobre tu mochila, al menos de esta  manera podés relajarte y tomar mates con todos en cualquier lado o pueden “tomar“ los asientos que quieran formando un corralito hasta que sea el horario. Esto es importante, ya que si querés ir al baño probablemente sea mejor tener quien te cuide tu equipaje, o si tenés que cargar el celular (solo hay cargadores en los baños, en los pasillos del primer piso, y algún que otro en la pared lateral de planta baja) siempre es bueno tener alguien que te haga la gamba.

Punto 6.Cuando los de la aerolínea les piden que hagan la lista, ya hay un orden formal, pero eso no garantiza quevas a viajar ese mismo día. Vas a necesitar el código de reservación y el número de boleto para poder hacerlo. A las 23:30hs (o a las 00:00 más o menos) aparece alguien con pasajes en mano y empieza a nombrar a los que ese día subirán al avión (ahí están cual “Feliz Domingo“ todos expectantes para ver qué llave abrirá la puerta). En caso afirmativo, genial, subirás al avión y México te espera. En caso negativo, lo siento, deberás dormir en el aeropuerto o ir a casa de un amigo o alquilarte algo o si sos de Bs As podrás volver a tu casa.

En mi caso, me quedé a dormir en el aeropuerto con la tucumana buena onda, Diana, una genia que apoyaba la cabeza en cualquier lado y se quedaba dormida (no sé cómo miércoles lo hacía) yo no podía dormir, tenía frío y ya me dolía todo el cuerpo porque había probado todas las posiciones existentes para estar sentada y acostada en un aeropuerto (después te voy a contar cuáles son). Esa noche quedará para la historia.

Punto 7. La noche pasó, el próximo día comenzó, pero acordate que el vuelo sale recién a las 00:00hs es decir que tenés un largo día por delante. Aunque seguramente, este será más relajado porque ya tienen escogido el lugar donde acampar, tomar mates y hablar de sus vidas (aquí podrás encontrar un compañero de aventura, lo digo con experiencia, conocí a Fabi una viajera cordobesa quien estuvo tres días esperando subirse al bendito avión). Por esta razón es importante que llevés comida, galletitas, agua, yerba para los mates, etc. Sino en su defecto, si alguno de los de la fila se vuelve a su casa a dormir o tiene dónde parar en Buenos Aires, sería mejor que al regresar al aeropuerto les llevaran provisiones porque ya sabés que la comida en los aeropuertos es carísima.

dsc_0021

Punto 8.Imaginemos que ya son las 00:00hs, escogiste la llave correcta de Soldán y pudiste abrir la puerta, la música suena de fondo y vos con el pasaje en la mano pegás un salto como si hubieras ganado el viaje a Bariloche con la promo, entonces vas a  hacer el checking y después de eso tenés que correr hasta la puerta de embarque (y esto no es chiste, es literal). El corazón se te sale del cuerpo por la ansiedad, los nervios, por el poco estado que tenés para correr (ahí pensás por qué miércoles no hacés deporte). Pero tranquilo, es momento de relajarse, ya estás ahí listo para abordar, ahora sí México te espera.

Punto 9.Para pasar migraciones es importante que te hayan emitido un pasaje de regreso  (el mismo sujeto a disponibilidad, pero con fecha de regreso en 20 días por ejemplo) y que tengas una reserva de hotel (podés hacer una reserva en cualquier hotel y después la podés cancelar, en caso de que tengas pensado quedarte en lo de un amigo). En mi caso el que me emitió el pasaje me dio también esa reserva. Esto es necesario porque en migraciones te van a preguntar por qué viajás, dónde te vas a quedar y van a querer ver la reserva y el pasaje de vuelta. Si tenés suerte y te toca alguien amable, esto no sucederá y no querrá ver nada. Si te toca alguien con pocas pulgas o que te vea dudoso, te harán pasar a una oficina como le sucedió a Fabi, donde te llenarán de preguntas. Por suerte a ella finalmente la dejaron entrar, solamente le hicieron pasar un momento de mierda y le jugaron una broma de que la iban a deportar (¡mirá el humor de los mexicanos!), sin embargo, no pasó a mayores.

Punto 10.Una vez que estés en el aeropuerto de Ciudad de México, si tenés que tomar otro vuelo a Cancún o a otra ciudad, debés dirigirte al primer piso donde está la sección de la aerolínea y preguntar dónde hacer la fila para los que tienen vuelos sujetos a disponibilidad. Allá todo es más simple, esperás menos tiempo y en ese mismo momento te emiten tu pasaje y podés ir a la zona de embarque. Sé que lo estás pensando, es más simple y menos burocrático porque ya estás en otro país, lamentablemente tengo que decir que es así. En mi caso volé de Ciudad de México a Cancún y de allí debía ir a Playa del Carmen, si es tu caso también, cuando llegás al aeropuerto de Cancún casi en la salida donde están todas las tiendas que ofrecen taxis, alquileres de autos, etc. podrás tomarte un autobús de ADO cuesta 160 pesos mexicanos (más o menos y también te toman dólares).

Una vez en Playa del Carmen, bajate del colectivo, caminá unos pasos y tomate tu primera foto en la playa. ¡Bienvenido! El olor del mar y  la tremenda vista seguramente harán que te olvides de todo el trajín vivido.

¡Ahora sí que empieza la aventura!

img-20161110-wa0018

Dejar todo a los 30 para comenzar a viajar ¿estoy loca?

Acá estoy por comenzar una loca aventura. ¿Por qué loca? porque todo el mundo cuando supo que dejaba todo par irme de viaje alarmado comenzó a decirme: “¿Pero estás loca? ¡Vas a tirar todo a la m…! ¿y tu trabajo…y tu novio…y tu perro…y el departamento…y el auto… y tu familia?“. Este tsunami de preguntas se sumaba a la siguiente afirmación: “¡Seguramente te vas de viaje porque te peleaste!“ Y luego más preguntas: “¿y qué vas a hacer allá sola? ¿adónde vas a ir? ¿y cuándo vuelvas y tengas que comenzar de nuevo?“ Como si comenzar de cero a los 30 años fuera lo peor que te puede pasar en la vida (yo trato de ver el vaso medio lleno en este momento, no creo en las casualidades, esto debía suceder tal y cual está pasando ahora mismo). Pareciera que si una elige partir por un tiempo es porque está loca o porque no piensa en su familia, en su trabajo, en su pareja (y largos etcéteras). Entiendo la preocupación y todas las preguntas (de verdad que lo entendí) porque quizá nadie en su sano juicio dejaría todo para irse a otro país y ver qué pasa (pero bueno, probablemente no estoy en mi sano juicio ¿y?).

Así fue como decidí hacerlo igual, desafiando todos los pronósticos negativos simplemente porque tenía ganas y punto. Considero que uno tiene que hacer lo desea y lo que lo haga feliz sin tanto cuento y sin tantos “peros“, a veces no hay que pensar tanto ni analizar todas las probabilidades y estadísticas antes de dar un paso (muchas de las mejores cosas suceden sin que “estemos preparados“, o al menos eso pensamos).

viajandounpoco

Afortunadamente, tengo una familia de fierro que apoya y respeta todas mis decisiones sin juzgarme (o por lo menos lo intentan, lo cual lo valoro inmensamente, sin su apoyo seguramente esto sería doblemente difícil) al igual que muchos amigos que trataron de entenderme y acompañarme en este gran proceso de cambio. Sé que es difícil tomar estas decisiones que no se encuadran con los mandatos sociales que la gente espera de una mujer de 30 años. Como si una a los 30 debiera casarse, tener un hijo, un perro, su casa y el auto para ser feliz (a veces eso alcanza para serlo y no juzgo quienes son felices así), sin embargo, otras veces la felicidad no llega de la mano de estas cosas, muchas veces no se da lo que uno imaginó o el plan simplemente cambió porque nosotros también fuimos mutando en el camino (afortunadamente). Y si es así, no deberíamos juzgarlo. Resistirse al cambio para no salirse del ‘molde‘, definitivamente no va conmigo. Resignación, costumbre y comodidad; tampoco.

Por supuesto que no fue fácil si eso te estás preguntando. No fue fácil darme cuenta de que ya no era feliz en el lugar en el que estaba, asumirlo y salir de la zona de confort, dolió (y mucho). Esa zona donde fui acomodando todo para que fuera lo más ‘perfectita’ posible, donde en realidad (no voy a mentir) durante mucho tiempo fui muy feliz. Pero un día esa zona se derrumbó, la realidad golpeó a mi puerta buscando que reaccionara y me diera cuenta de que mi lugar ya no era allí, que el momento de partir para comenzar a transitar horizontes nuevos había llegado. Entonces, cuando salís de ese lugar tan cómodamente preparado por vos mismo, te das cuenta de que ya no podés volver a entrar allí porque tu talla simplemente cambió. ¡Ojo! Salir de la zona de confort significa dejar ese lugar en el que sentimos que no podemos crecer, que estamos estancados e infelices. Cada uno tendrá una “zona de confort“ diferente a la mía, seguramente, no significa que para salir de ella haya que dejar todo e irse a otro país. En mi caso era lo que yo necesitaba, en el tuyo imagino que vos sabrás qué debés hacer.

Recuerdo decirle a mi mamá a los 8 años que iba a vivir en EEUU (ni idea por qué se me pasó eso por la cabeza), luego a las 18 años pensar que iba a viajar por el mundo cuando terminara la universidad, cuando terminé la universidad a los 25 decidí viajar solamente por tres meses porque ya tenía trabajo y el amor y la familia (me estaba volviendo más racional y terrenal), cuando me vi nuevamente ya tenía 30 (mis viajes habían sido para vacacionar como el resto del mundo) y una crisis tremenda golpeaba a mi puerta, la última gota caía en el vaso para rebalsar por completo ante mis ojos ¡Y dije basta! Necesitaba un cambio, ya no quería lo mismo para mi vida, tenía que volver al viejo amor de viajar, mi alma inquieta y mi corazón me lo estaban pidiendo a gritos y entonces me pregunté ¿si no es ahora, cuándo?.

img_20161110_164942

Una vez leí en un blog que llegó justo a mí en medio de esta gran crisis, en el que decía que a veces es mucho más fácil aceptar, obedecer y encima agradecer por la cárcel que te enseñaron a construirte y para la que ayudaste a sumar cada ladrillo. Y sí, sin dudas a veces hacemos eso, nos construimos esa pequeña celda buscando estabilidad y comodidad, lo cual a muchos hace felices (y si es así ¡perfecto! no lo juzgo), pero a mí ya no me hacía feliz. Lloré, tuve insomnio, seguí llorando, grité, lo consulté con la almohada, y sin más excusas finalmente, solté y dije adiós.

Así que estoy acá dando uno de los pasos más grandes. ¿Si tengo miedo? Obvio que sí, estoy ansiosa y nerviosa por lo incierto de todo esto. Pero eso lo hace mucho más atractivo, porque ya nada es tan estable y seguro en mi vida. Estoy lista para vivir en primera persona las historias que tantas veces escuché de todos mis alumnos viajeros que pasaron por mi aula. Estoy feliz de dar este gran salto porque lo que va a venir no tengo dudas de que será ¡buenísimo!

Familia y amigos, tranquilos, porque ya estoy sana y salva en Playa del Carmen, México donde voy a clavar bandera al menos por un tiempo. ¡Esta aventura, recién empieza!IMG-20161111-WA0020